lunes, 24 de septiembre de 2012

Empatia

   Tanto pensar en como arreglar los RRHH en la sociedad, como darle un cambio, no solo tecnológico sino también humano y nunca me había parado a pensar en la empatia.
   Una parte importante de los RRHH es empatizar con el resto de la empresa, el saber ponerse de lado del otro, no hacer tuyos todas sus cuestiones, pero si saber por lo que esta pasando, como resolverlo y como poner los medios necesarios para que sus dificultades no afecten a la empresa, ya que estamos en disposición de solventar o hacer menos traumática las dificultades por la que esta pasando.
  
 Recientemente he tenido un acontecimiento que me ha hecho reflexionar con respecto a esta cuestion, el tener realmente claro que con el apoyo adecuado en cada momento, podemos aliviar de forma importante las dificultades de los que estan a nuestro alrededor, consiguiendo con esto que nuestra empresa no se sienta resentida por los acontecimientos que les van surgiendo a los trabajadores.

El buen director de RRHH ha de tener muy desarrollado el talento de la empatia, con ella se es capaz de gestionar los conflictos de sus subordinados, sera capaz de ponerse en el lado del otro  y compatibilizar las necesidades de la empresa con los de los propios trabajadores, traduciendose todo ello en productividad.

La empatina nos hacer ser capaces de acercarnos a las necesidades que tiene la empresa, ya que las hacesmos nuestras y a la vez nos hace capaces de acercarnos a las necesidades de los trabajadores. Esta facilidad de empatizar de acercarnos a los demas nos ayuda a tener una pespectiva de las situaciones desde distintos puntos de vista, que en la actualidad es muy util, en este momento en el que los cambios son tan rapidos y causan tando daño, con la empatia seremos capaces de compaginar unas situaciones y otras nos dara un puento de vista desde el que podremos decicir que es lo mas adecuado y hacerlo cercano y asumirlo como propio tanto por la empresa como por los  trabajadores.

“El gran don de los seres humanos es el poder de la empatía.”
—Meryl Streep